Lunes de casi verano, necesito que me echen una mano

Tengo que hacer una lista, literalmente, de todo lo que tengo que hacer. Porque me estoy viendo que se me va a olvidar algo fundamental y la vamos a fastidiar.

En fin, que si el fin de curso, entrgar papeles, organizar las actuaciones de los niños... Todo lo que os cuente de curro es poco así que por una vez, y gracias a que no me han puesto reuniones absurdas, agradezco este lunes quedarme a currar por la tarde. Pero no lo voy a decir muy alto que luego todo se sabe.

Encima mañana martes tenemos una excursión y no me apetece absolutamente nada. Casi que prefiero quedarme y hacer la guardia de recreo, ya ves.

Como objetivo de la semana tengo uno muy facilito: hacer cien mil millones de abdominales, de los normales, superiores, inferiores, oblícuos y lo que se tercie, porque además de verme el michelín hay unas fotos de la cantante Kesha que me han impactado mucho... Pero como Blogger no me deja subir fotos os vais a quedar con las ganas.

Tengo otro objetivo de la semana, pero ese me lo callo para mí misma.

Ante la ausencia de foto os pongo deberes: Un objetivo de la semana que se pueda decir... Y otro que no. Ale, a ver si de aquí al viernes nos hemos portado en condiciones.

Y una reflexión que me ronda por a cabeza desde hace semanas; ¿de verdad la gente que dice mentiras cree que nos la vamos a tragar por más que la repitan?.

Pasad buen lunes.

Comentarios

  1. Mi objetivo de la semana es salir viva de los exámenes de certificación de la EOI, hay que ver cuanto ceremonial para pasar a otro grado, un besito enorme y mucho ánimo con la excursión, muakaaa.

    ResponderEliminar
  2. Mis dos objetivos confesables: hacer algo de ejercicio para el culete todos los días, que se me está cayendo de pegarme el día estudiando, y terminar los resúmenes de todo para empezar a estudiar de verdad la semana que viene de una vez.

    ResponderEliminar
  3. Mis dos objetivos de la semana: empezar una rutina de ejercicios diaria ya que mi curso de pilates ha terminado hoy y el otro, llegar al viernes con 0 plancha, es que se me acumula de mala manera.
    Lo de la mentira es para escribir un libro, yo pienso que la gente que miente realmente no miente sino que creen a pies juntillas sus mentiras, por eso es tan difícil hacer ver que no nos lo tragamos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal