Características físicas y psicológicas de los niños de 6 años

Las maestras, además de enseñar a nuestros alumnos a leer, escribir y esas cosas, a veces enseñamos a otros alumnos a ser maestros.

Son nuestros alumnos de prácticas de magisterio, que por estas fechas llegan al cole con ojillos asustados y risas nerviosas, muy ilusionados y totalmente ajenos a los años de oposiciones, viajes por Andalucía (a veces por toda España) y... Los que se quedan por el camino.

Una de las cosas que deben conocer al dedillo estos futuros maestros es su objeto de trabajo: los niños.

Así que maestros y maestras de prácticas, ahí van las características físicas y psicológicas del niño y la niña de 6 años:

- Los niños de estas edades manifiestan un profundo interés por cualquier cosa que ocurra fuera del aula: un tractor que pase, el coche de la policía local, y sobre todo los obreros que corten las ramas del árbol que esté delante del aula.

- Han desarrollado un profundo temor y aversión a la sangre propia y un profundo interés por la sangre ajena.

- Si un diente se mueve levemente, intentarán arrancárselo. Luego llorarán y se tomarán muy mal que te ofrezcas a librarles de la pieza dental de "un tironcito".

- Sobre las once de la mañana, todos tendrán hambre. Algunos incluso antes.

- Si les pides que dibujen a su familia y luego la coloreen "din dejar espacios en blanco" a medida que se les canse la mano, misteriosamente empezarán a desaparecer, gracias a la goma, algunos familiares.

- Tienen sordera selectiva ante consignas como "siéntate", "date prisa que no te va a dar tiempo a terminar" o "te vas a caer".

- Los niños y niñas de seis años, sobre todo los niños, tienden a caerse espontáneamente de la silla. No podrán explicar tal hecho. Actualmente se están realizando investigaciones con cámara oculta y contadores geiger para intentar averiguar las causas de este hecho.

- Para los niños de esta edad lo más contagioso no es el bostezo, sino la frase "¿puedo ir a hacer pis?".

- Si vamos de excursión y uno choca con algo, todos los de atrás lo repetirán.

No fallan, son todos iguales, o casi.

Comentarios

  1. q tiempos akellos! m acuerdo cuando mi compi iba al baño q saliamos toda la panda de amigas....cierto! todo por repeticion

    bsss

    ResponderEliminar
  2. Y tan cierto!! Sobre todo lo contagioso que es lo de ¿puedo ir a hacer pis?.

    Te leo desde hace tiempo. Ahora yo también ando por la blogosfera.

    Saludines!

    ResponderEliminar
  3. "- Si les pides que dibujen a su familia y luego la coloreen "din dejar espacios en blanco" a medida que se les canse la mano, misteriosamente empezarán a desaparecer, gracias a la goma, algunos familiares."

    LoooooL! Jajaja!!! Cierto!!!

    Y lo del pis lo mejor de todo es que son sinceros y si les preguntas:

    - Tienes pis de verdad o puedes esperar un poquito?
    - Puedo esperar.
    - Vale pues te esperas.

    xD

    ResponderEliminar
  4. No me gustan los niños, por lo que no quiero ser maestra, pero sólo de pensar cómo pueden ser los adolescentes a los que puedo llegar a dar clases... Sólo por comparación no me parece tan malo cómo son los niños xD

    ResponderEliminar
  5. Es verdad, has dado en el clavo en todo... aunque en el fondo son una monada... :))))

    ResponderEliminar
  6. Siempre me haces reír, yo quedaba con mis amigas para ir a hacer punta al lápiz en la papelera, aún se estila?

    ResponderEliminar
  7. Esas caracteristicas no vienen en mi temario... Estoy por incluirlas!!

    ResponderEliminar
  8. Totalmente cierto. Algunas de estas características persisten en los 7, 8, 9, 10... qué digo algunas... ¡todas!

    :D

    ResponderEliminar
  9. ¡Anda que no Elena! Totalmente de acuerdo contigo. Y sí, Lileth, ¡lo has clavado! Afortunada o desgraciadamente es así.

    Saludos.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal

Dress Code para maestras (y maestros)