Lunes de puente, lo mismo pasa algo bueno de repente

Hoy, lunes 11 de octubre, estoy de puente y no tengo que ir a trabajar. Yupiiii. Sin embargo, y pese a que para esta mañana tengo un plan que incluye a Mediabaldosa y al H&M, este lunes no es de los que más hubiese odiado trabajar porque el puente me ha cundido bastante. He dormido, salido (aunque me hubiera gustado salir todavía más), me ha llovido y eso me encanta y he puesto algo de orden en la casa.

También he puesto fecha de boda, pero eso es otro asunto.

Hoy hablamos de lunes y estoy pensando en que deberíamos tener unos cuantos lunes al año que pudiéramos pedir de permiso por si el fin de semana no nos ha cundido, por si nos hacía falta una escapadita o si nos hemos puesto enfermos justo el domingo. Que el domingo por la noche pudieras decir eso de "Ea, mañana hago fiesta porque me hace falta".

Y es que los fines de semana de dos días, o los descansos de dos días, deberían estar recogidos en la constitución. La gente que tiene un trabajo en el que solamente se descansa un día a la semana (a veces ni eso) tiene mi respeto ganado. Cuando trabajé en comercio eso de trabajar a veces hasta pasadas las diez de la noche del sábado y solamente tener el domingo para descansar... Y encima el domingo te levantas pronto y tal, porque para un día que se tiene habrá que aprovecharlo.

El exceso de trabajo, la falta de descanso y la vida ajetreada tiene efectos también en nuestro aspecto. La piel se resiente, puede aparecer acné, arrugas... Terminamos aparentando mucha más edad de la que tenemos. Durante una época estuve usando una crema de Vitesse que se llamaba Efecto 8 horas de sueño o algo así... A mí me iba genial, si un día la veo me la volveré a comprar.


Como nos demuestra Kate Moss, y como yo misma he visto maquillando a gente, puede que las arrugas ya hayan aparecido, pero una tez descansada, nutrida y bien maquillada mejora muchísimo el punto de partida.

Mi propósito de esta semana es mejorar eso precisamente, porque llego al viernes con cara y pelos de loca, pese a que mis energías ya empiezan a durarme hasta la hora del recreo, todavía no llego a las dos de la tarde en el estado ideal.

Todo se andará.

Feliz lunes y mucho ánimo, que mañana martes es fiesta.

Comentarios

  1. Dios mío, vaya piel estropeada que tiene esta mujer a su edad!! Yo no tengo puente, pero no me puedo quejar: la semana pasada el jueves y viernes fueron fiesta local. Que te cunda mucho la mañanita de compras, solete!! (Y ya sé que estrenaste botas y disfrutaste como una enana ;)
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. Bueno, pues espero que esa mañana de shopping con Mediabaldosa te resulte de lo más productiva.

    ResponderEliminar
  3. Uff, yo cuando trabajaba en el bar estaba muerta, entraba a las 4 de la tarde y salía a las 2 ó 3 de la mañana, sólo descansaba los lunes y sinceramente era un asco... Aunque tuviera las mañanas libres, acostándome a esas horas tenía que descansar!

    La verdad es que se nota y mucho en la piel estar tan cansada, a mi esta semana que no he parado me han salido un montón de granitos -.-

    Y ya vas llegando al recreo! xD Si es que poco a poco les vas cogiendo el ritmo...

    Bueno, pues aquí estaré esperando noticias de boda!

    ResponderEliminar
  4. Planes de boda??? jejeje...un besito y disfruta del puenteeee, muakaaaaaaaaaaa

    ResponderEliminar
  5. por qué mi colegio no habrá hecho puente??? POR QUÉEEEEEE????

    ResponderEliminar
  6. jajjajajajjaja, otra mas que se une al club, todo el mundo debería tener 2 días de descanso desde luego. Y es cierto que cuando una arrastra sueño, está agotada, al piel lo revela enseguida, buff, es uno de los mejores marcadores de cómo estamos. Buff, no es bueno andar como estamos a correr todo el tiempo, enhorabuena por tu puente, saboréalo.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal