Sol maaaalo...¡Malo!

Esta mañana, aburrida de estar en casa, decidí irme un rato a la playa.

Nada más llegar, me empecé a echar mi cremita (un factor 30 de Estée Lauder para el cuerpo, un 50 para la cara) cuando me llama una amiga por teléfono. Hablamos de las opos, de destinos y de cien cosas más que vienen al hilo.

Al rato de terminar de hablar (llevaría al sol una media hora) caigo en la cuenta de que aún no me he extendido nada por la tripa y las piernas, así que inmediatamente procedo a embadurnarme lo que falta y a volver a extender por donde ya había echado antes, por si acaso.

¿Resultado?

He estado hora y media de reloj en la playa y de tripa para abajo tengo todo del color de un tomatillo Cherry y me dueeeeleeeee.

A ver si ahora me devuelve El Señor X el after sun milagroso, porque lo que es el de Isdin alivia, pero no es lo mismo.

(El sol se está volviendo cada año más dañino, tened cuidado)

Comentarios

  1. Pues mucha mucha cremita para que no se te mude la piel. Y ten mas cuidado, cabeza loca!!!!!!!!!!!!jejejejejeje.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Si hay que tener mucho cuidado..ayer fui a la playa por la tarde cuando el sol ya no daba tan fuerte como a las 5..porque aún no me he comprado el protector solar, y ando con cuidado...un beso

    ResponderEliminar
  3. Yo todavia no he cumplido los 20, soy bastante morena y nunca uso una crema de menos de factor 30, aunque según mi fenotipo necesitaría una protección 10 o así... Porque me preocupan más las arrugas prematuras que los melanomas xDD

    ResponderEliminar
  4. Yo cada año me echo un protector mas alto, el sol esta muy fuerteeee, por cierto, cuando salen las definitivas??? un besazoooo

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal