Batiburrillo de novedades


Casandra de Certificado de existencia y Blaudemar de My own world se acuerdan de mi al otorgar premios (¡Gracias!) demostrándome que aunque lleve unos días poco activa sigo estando presente.
Estoy de puente por la festividad del día de Andalucía; no tengo cole hasta el martes porque yo lo valgo y, además, me ha venido genial para no ponerme peor del resfriado alérgico que llevo encima desde el jueves. Y es que hemos tenido varios días seguidos con niebla hasta más allá del medio día, y a mí eso me sienta peor que unos pendientes de kriptonita a Supergirl.
El jueves, para rematar la semanita, fui con el cole a la inauguración del puente hacia Portugal (sí, otro puente más); después de coger aire en lo alto del puente, y una vez cortada la cinta de rigor por las autoridades, nos fuimos con todos los niños a una carpa que habían habilitado en el pueblo portugués que da a la frontera (creo recordar que se llama Pomarao).
Si sois mamás o papás, acordaos del canguelo que da meterte en una bulla de dos mil personas con tu retoño. Ahora, imaginad el cague que da meterte en esa misma bulla con sesenta niños. Milagro es que no pase nada a veces. Los niños se aburrieron y pasaron hambre, porque los camareros con bandejas eran asaltados por hordas de gente hambrienta dispuesta a todo (algún docente descuidó sus funciones atraído por los cantos de sirena de la comida gratis demostrando, una vez más, que tener clase y estilo solamente está al alcance de gente saciada).
Cuando llegamos al cole con media hora de retraso sobre el horario previsto, el tedio y el dolor de garganta me impidieron disfrutar el comienzo de mi puente como había previsto.
Por cierto, con respecto a los avances de mi piso, ya hay cocina de El Corte Inglés encargada (gracias a las generosas aportaciones de la mamá del Señor X) y sofá Natuzzi en vías de fabricación, gracias a la colaboración de mi señora hermana (¿para cuándo un blog?).
Seguiré informando.



Comentarios

  1. A mí las excursiones también me agobian un poco. Veremos qué me tienen preparado este año, porque yo con Barsinson no voy ni a la esquina!

    Saludos y enhorabuena por la cocina y el sófa ;-)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal