Peor cuanto más cerca

Hay veces en la vida en la que te preguntas cómo sería eso de vivir tus sueños y la diferencia que existe entre la realidad y lo que te habías imaginado. Unas vacaciones soñadas en una isla paradisiaca se ven truncadas en la realidad por el agua no potable y los asquerosos mosquitos.

Con las distancias pasa lo mismo. Lo que de lejos te parece estupendo de cerquita te da grima y, a muy corta distancia, puedes observar los defectos ampliados hasta que sientes arcadas.

Hoy me ha pasado con una persona que he conocido. Lo más importante no es que cada vez que haya abierto la boca se me hayan venido a la mente multitud de adjetivos:

- Creída.
- Mentirosa.
- Presumida.
- Bobalicona.


Ni tampoco lo han sido esos comentarios que se me han venido a la cabeza:
- Eso no te lo crees ni tú.
- Seguro que sí, si se te ve en la cara.
- ¿Joven túuuuuu? Con esas cacho de arrugas...


La personita a la que me refiero de lejos, parece una chica menuda y perdida, vestida de cualquier forma con unas Vans, unos boyfriend jeans y un maxicardigan en negro (toda la ropa le queda gigante porque ella es chiquitísima). Melena lisa en cobrizo oscuro y ojos verdes oscuro. Pero de cerca es otra cosa bien diferente.

Nos presentan y tomamos asiento. La observo mientras habla y veo la dura realidad que se ocultaba en la lejanía. Por suerte no tengo por qué estar atenta a lo que ella dice y me puedo concentrar para no perderme detalle.

Sus centelleantes ojos verdes esconden unos ojos marrones tras las lentillas. Y lo sé porque el iris es levemente más grande que la lentilla y porque el color verde, de cerca, es feo de narices.

La melena cobriza me fascina, no solo porque sea teñida (que lo es, porque tiene un dedo de raíz morena), sino porque lleva extensiones de las de pinza cogidas en la parte de atrás. Los clips negros de las extensiones contrastan con el color cobrizo de la melena. Observo las extensiones durante toda la conversación, fascinada.

- Monina- me entran ganas de decirle- la colita fashion que te has hecho te ha dejado al descubierto el pelo falso.

Sin embargo me callo y, consciente de que tengo material para un post, sigo analizando.

Las puntas abiertas del cabello y las raíces aderezadas con aceite me sugieren que esa cabecita no ha pasado por la ducha (Y la peluqiería) en muchos días. Disimulo mi mueca de asco debajo de una sonrisa.

Justo cuando la chica comenta la gran cercanía que tiene con los adolescentes por estar en "una edad cercana a ellos", me fijo en las arrugas marcadas de su frente, sus patas de gallo y la sonrisa que me sale, esta vez, es totalmente sincera.

Me lo he pasado pipa, la verdad. Una no tiene habitualmente la oportunidad de ver estas cosas tan de cerca.

Comentarios

  1. Uyuyuyuyuyuy...que cosas...veo que ha sido todo un momentazooo

    ResponderEliminar
  2. ¿Que estas cosas no se ven todos los días?
    xD Qué suerte tienes, porque yo si que las veo, y a diario, en mi facultad. Sólamente en mi grupo hay un grupito que darían para un blog ellas solas con sus tonterías de "soy superfashion, voy de D&G, (pero llevo unas Converse falsas de las de 5 € en el chino), y soy modelo (pero todavía no he trabajado para nadie y no he hecho una campaña para nadie)"

    ResponderEliminar
  3. Me has dejao intrigá, ¿no sería la orientadora? Es que una vez conocí a una que...

    Qué malas! xD

    ResponderEliminar
  4. JEJEJE..Que hijaputilla eres!!!JEJEJEJE...La verdad es que hay cada una suelta por el mundo..Pero por lo menos te ha alegrado la mañana...todo en esta vida cumple una función..como diría el friky de mi hermano...JEJE

    ResponderEliminar
  5. Jajajaja vamos que has estado en tu salsa! la verdad que cuando alguien quiere hacerse parecer algo y luego ves que tienes mas truco que la magia pues alucinas. besos

    ResponderEliminar
  6. De verdad, cómo sois las tías....Los tíos no nos preocupamos de esas cosas.

    ResponderEliminar
  7. Jajajajajjajajaja
    Me ha encantado! Yo hago lo mismo, no escucho la conversación pero me apunto toooodoooos los detalles.
    Dale las gracias de nuestra parte, pedazo de post que te ha salido!

    ResponderEliminar
  8. Ay Lileht, que mala!!!pero no dices quien es!!!!

    ResponderEliminar
  9. Que tonta eres tía. Estoy más que segura de que tú no darías para un post, darías para un blog entero. Ese rollito que llevas de prepotencia y de superioridad huele que apesta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que tonta eres, si ni si quiera se esta metiendo con cono es la chica sino con que vaya de una cosa que no es y cante un huevo. Al que no le guste un blog con no entrar tiene

      Eliminar
  10. Julia, llevas razón, un momento para recordar.

    Yuna, pues por lo visto tengo suerte, porque suelo tener compañeros de trabajo que van aseaditos.

    Elena no, orientadora no era...

    Ropi, estoy de acuerdo contigo (o con tu hermano, cada uno tiene su función.

    Lunaibz, creo que lo peor era el "soy una líder para mis alumnos" lo que más gracia me hizo.

    Paty, es que teniendo un punto malo se pasa mejor.

    Reignerok, puede que sea una cualidad femenina, no lo tengo muy investigado...

    Basileia, es que esa afición es muy práctica ante el aburrimiento.

    Maeva, como me ponga a dar detalles... XD


    Patri, qué le vamos a hacer, tiene que haber de todo, criticonas retorcidas como yo y santas aburridas como tú. Es lo bueno de que el mundo sea tan plural.


    Besos!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal