Figuras en la niebla

La masa de nubes que se ve en la foto del satélite en el sur de la península, que cubre zonas de España y Portugal es un banco de niebla que lleva ahí, sin moverse, todo todo el día.

La foto del satélite es la de las dos de la tarde y esto no tiene pinta de levantar.

La venida al cole ha sido un infierno, porque hay gente idiota que no atina a encender las luces del coche, o del camión, y no los ves hasta que los tienes literalmente encima. Encima, si son de color blanco se camuflan con la niebla y aparecen de la nada sin previo aviso. Todo el camino he tenido que ir en tensión, porque en algunos tramos la visibilidad era de unos pocos metros, cinco o diez metros. Y la tensión ya no es porque yo no vaya a ver algo (que lo es), sino de que alguien pueda no verme a mí.

Encima tengo tramos de carretera donde es normal que se crucen animales: Bambis, cochinos, ovejas... La emoción forma parte de mi vida.

Estoy en la última hora del cole y me estoy empezando a temer la vuelta, con esta niebla espesa que me impide ver las casas que hay delante de las ventanas del colegio.

Prometo que iré con luces, atenta y despacito.

Comentarios

  1. Ay, pues mucho cuidado. A mí me aterra conducir con niebla, sobre todo porque no me vean y me den por detrás. Uy, qué mal ha quedado, ja, ja. Bueno, quería decir que le den al coche por detrás un golpe, claro, que el tema cervicales es muy chungo.

    Un saludo y precaución.

    ResponderEliminar
  2. Uf... que horror... con mal tiempo me pongo de los nervios conduciendo... precaución, amigo conductor....

    Un besote

    ResponderEliminar
  3. La niebla era tan espesa, que apenas se veía la carretera, y era fácil confundirse. De hecho, todos los conductores con los que me cruzaba iban en dirección contraria, excepto yo. ¡Y encima me insultaban!

    Cuidado con los temerarios al volante, que son muchos (y esto último no es broma).

    ResponderEliminar
  4. NENA PUES ANDA CON CUIDADO DE TODAS FORMAS YA TE QUEDA POQUITO NO?

    ResponderEliminar
  5. Odio conducir con niebla, vas todo el rato en tensión y con miedo de que al frenar el de atrás no te vea a tiempo y se empotre contra tu coche.

    Llevo tiempo leyéndote pero nunca te había dejado un comentario.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  6. Ufff eso es horrible, yo han habido veces que no veia más allá del capó del coche, y es verídico!... Te acojona, así q paciencia, y muy muy despacito, q por lo menos si te chocas con el de delante, no vayas a mucha velocidad.

    Besos.

    ResponderEliminar
  7. aquí lo que hece es un frío tremendo, y por las mañanas, una helada...
    es peligroso salir a la carretera, pero por los resbalones...como odio el invierno...
    lo que me pasa es que siento algo nuevo, que no puede ser, que supongo que es una tontería o un capricho, y que tengo que matar antes de que nazca, porque no puede ser, ya tengo pareja...ay dios, es la primera vez que me lo admito! la verdad es que estoy acojonada...

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal