Trasplante de cerebro

Le hemos hecho a mi ordenador un trasplante de cerebro y ahora funciona, pero no es el mismo.

El fallo mecánico del disco duro hizo imposible resucitarlo y extraer archivo alguno, por lo que lo he perdido todo. De hecho, cuando lo mueves, suena una pieza suelta que pone los pelillos de punta. Pobrecillo, mi disco duro.

Así que, una vez asumido lo inevitable, le compré al ordenador un disco duro nuevo que fue trasplantado en el hueco dejado por el otro. He usado sobre él los discos de rescate del portátil et voilà!, ordenador nuevo.

Lo más triste ha sido empezar a darle forma, porque parece nuevo, no tiene ni personalidad, ni chasca... Ni tan siquiera esas fotos y tonterías que descargamos y que nos llenan de chasca el ordenador...

Y he perdido a mis Sims :(

Agradecimientos:

Gracias a Mediabaldosa, Terminator, y al Señor X por su inestimable esfuerzo en la recuperación del ordenador.

Gracias a Doña Mofletes por taconearme con gracia y salero con sus tacones de lunares.

Gracias a La pequeña preciosidad por jugar conmigo al juego del gatito.

Gracias a la tienda CD's del Paseo de la Independencia por tener discos duros compatibles con el mío, y ponerlos a un precio razonable.

Comentarios

  1. Te acompaño en el sentimiento, pero intenta ser fuerte y darle una buena vida al nuevo ser...

    ResponderEliminar
  2. Una pena que no hayas podido recuperar los datos, ahora cuida del trasplantado ;-)

    ResponderEliminar
  3. Yo también juego a los sims, que verguenza!!!

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

Mi niño no presta atención y se distrae en clase

Dress Code para maestras (y maestros)

Lunes preprimaveral, no vamos del todo mal